Tras manifestación, habitantes de Apapaxtla y edil Erik Carbajal llegan a acuerdos

El ayuntamiento de Acaxochitlán, encabezado por Erik Carbajal Romo comprometió dar asesoría legal y llevar de la mano a los habitantes de la comunidad de Apapaxtla para una posible autorización por parte de autoridades estatales para la puesta en marcha de manera de un cementerio comunitario, donde actualmente ya está funcionando como tal, pero sin reglamentación.

El acuerdo se dio luego de que se realizó una manifestación de un grupo de personas, habitantes de Apapaxtla , quienes se reunieron a la entrada de la presidencia municipal la mañana de este lunes 14 de marzo, exigiendo, además, trabajos de pavimentación así como la asignación de una patrulla de seguridad pública exclusiva para la localidad.

El alcalde Erik Carbajal Romo salió al encuentro de los manifestantes para establecer diálogo con las aproximadamente 40 personas, en el que les aclaró que la autorización para el funcionamiento del camposanto es por parte de dependencias estatales que deben verificar cuestiones sanitarias y legales.

Los inconformes rechazaron en primera instancia, llevar a cabo dichas revisiones, señalando que de todas maneras utilizarían el panteón, aún sin contar con las autorizaciones respectivas; sin embargo, tras el compromiso expresado por parte del alcalde, para el acompañamiento y asesoría por parte del gobierno municipal, los habitantes de Apapaxtla aceptaron hubo llevar a cabo los trámites.

En cuanto a la petición de pavimento para caminos de la comunidad, el al alcalde aseguró que ya está considerada dentro del presupuesto de obra pública para este año, invitando a revisar y participar en el proyecto.

Respecto a la exigencia de la patrulla específica para la vigilancia de la comunidad, Erik Carbajal subrayó que no era posible, ya qué hay la necesidad de atención en materia de seguridad pública para todo el municipio, pero se comprometió a reforzar la vigilancia en Apapaxtla y localidades cercanas.

Tras el diálogo los acuerdos se asentaron en una minuta, comprometiéndose ambas partes a dar seguimiento y cumplimiento a lo firmado.

Una vez firmada la minuta de acuerdos, los manifestantes, que en ningún momento bloquearon el acceso a la presidencia municipal, se retiraron a su lugar de origen.